El senador del Polo Iván Cepeda, quien es la víctima en la denuncia contra el expresidente Álvaro Uribe Vélez por manipulación de testigos, le puso una tutela a la Fiscalía que lleva la investigación porque no le ha entregado las pruebas más recientes del caso. 

En concreto, se trata de las pruebas que el fiscal Gabriel Jaimes recogió en los últimos meses y que sirvieron para que el viernes pasado, finalmente anunciara que pedirá la preclusión del caso. Es decir, que no seguirá investigando a Uribe. 

Según la defensa de Cepeda, ha pedido cinco veces las pruebas y la Fiscalía le ha respondido con evasivas. Por ejemplo, diciendo que hay testimonios que no tienen transcripciones. 

Les dejo esta historia del jueves pasado, cuando aún no se sabía que la Fiscalía pediría la preclusión. En todo caso, como ese era uno de los caminos posibles, ahí lo explicamos al detalle.