Antonio Guerra, del cielo al suelo por Odebrecht

Silla Caribe
guerra1.jpeg

En menos de 24 horas pasó de celebrar ser el nuevo presidente de una de las comisiones más importantes del Congreso a estar mencionado en ese escándalo, que también golpea el corazón de la Ñoñomanía.

Este martes fue un día de contrastes para el senador sucreño de Cambio Radical Antonio Guerra de la Espriella, quien pasó de celebrar haber sido nombrado Presidente de la Comisión Tercera del Senado en la mañana, a ser mencionado al final de la tarde por la Fiscalía dentro del escándalo de sobornos de la corrupta multinacional brasileña Odebrecht.

Antes de que saliera el comunicado del ente acusador, a mediodía, el vargasllerista Guerra (quien además es hermano de la senadora uribista María del Rosario Guerra de la Espriella) había puesto este trino:

 

Tenía motivos para celebrar. Como lo hemos contado en La Silla, la Tercera es una de las comisiones más apetecidas por los congresistas por ser la que maneja los temas económicos. Tanto, que algunos la consideran la comisión de los cupos indicativos o mermelada. Así que estar ahí no es un asunto menor y menos en época preelectoral. 

Sin embargo, al caer el día Guerra apareció mencionado en la lista de legisladores a los cuales la Fiscalía pidió investigar en la Corte Suprema de Justicia, para que ésta averigüe si recibieron o no plata de Odebrecht, que pagó coimas por toda América Latina para hacerse a millonarios contratos públicos.

En esa lista lo acompañan los senadores de La U Bernardo 'el Ñoño' Elías y Musa Besaile y el exsenador de ese partido Plinio Olano. Algunos de ellos, como el Ñoño, ya tenían una preliminar en la Corte por este tema.

La Fiscalía también dice haber encontrado dentro de las evidencias de la investigación Odebrecht advertencias sobre un presunto tráfico de influencias de Antonio Guerra, del Ñoño Elías y del representante conservador Ciro Rodríguez (quien también tenía ya indagación preliminar en la Corte Suprema por Odebrecht).

Según el ente de control, los pagos de Odebrecht en Colombia en concepto de sobornos superaron los 11,1 millones de dólares que esa compañía reconoció ante autoridades extranjeras, pues dentro del país dieron coimas adicionales que suman más de 34 mil millones de pesos.

En una actuación que la prensa ha considerado "la hora de los congresistas", la Fiscalía también anunció ayer capturas e imputaciones en este caso a nueve personas más.

Entre ellas están Básima Elías (le imputarán lavado de activos) y Gabriel Dumar Lora (lavado de activos y enriquecimiento ilícito de particulares), ambos parte del corazón de la Ñoñomanía, el grupo del senador Ñoño Elías.

Básima es su prima y la persona que le ayuda a liderar su movimiento en Córdoba y Dumar es un ingeniero muy cercano al Congresista, que incluso llegó a sonar como su candidato a la Gobernación de ese departamento en 2015.

Compartir