Detector al debate del Pacto Histórico

detector-pactohistorico.jpg

Solo dijeron estas seis frases verificables.

Le pusimos el detector al debate que hicieron La Silla Vacía y Caracol Noticias a cinco precandidatos del Pacto Histórico: Arelis Uriana, Alfredo Saade, Gustavo PetroCamilo Romero Roy Barreras (quien  renunció a su aspiración al terminar el debate). 

Instrucciones: Haga clic sobre cada detector para ver la verificación.

Gustavo Petro

Efectivamente el Gobierno puede subir aranceles por decreto sin necesidad de una ley, aunque esa decisión debe venir avalada por el Comité de Asuntos Aduaneros, Arancelarios y de Comercio Exterior, que está conformado por varios funcionarios de los ministerios de Comercio, Hacienda, Agricultura, Minas, del Departamento Nacional de Planeación y la Dian, nombrados por el Presidente de la República o sus ministros, que deben evaluar la conveniencia o no de subir o bajar aranceles.

Ahora bien, uno de los factores que debe tener en cuenta este comité para modificar aranceles es que dicho incremento no viole acuerdos de libre comercio que ha firmado Colombia con países como Estados Unidos, así que el decreto tiene unos límites.

Camilo Romero

El precandidato Camilo Romero dijo que Nariño, departamento del que fue gobernador, fue seleccionado como uno de los cinco mejores gobiernos del mundo en 2018. Esto no es cierto. Sin embargo, el departamento sí fue elegido en un programa de la organización Open Government Partnership (OGP) que promueve los gobiernos abiertos en el mundo.

Estar en una cohorte del OGP no es un premio por un buen gobierno, sino la aceptación a un programa de compromisos para mejorar el gobierno abierto. En ese programa, además, ya había otros 15 departamentos del mundo antes de 2018.

Nariño sí se ganó su lugar para participar; los 5 elegidos ganaron una convocatoria en la que participaron 32 administraciones, de diferentes países del mundo, que se postularon para participar en la cohorte de 2018. Pero los criterios por los que fue elegido no implican que sea mejor que otros: la OGP aclaró que escogió a los 5 participantes con criterios como “equilibrio regional, equilibrio socioeconómico, tamaño y tipo de gobierno”. Es decir, los departamentos fueron elegidos para ser representativos, más que por ser excepcionales.

Roy Barreras

La cifra es exagerada, aunque el fenómeno es real.

Según Indepaz, organización que le hace seguimiento al conflicto en el país, este año van 89 masacres, una cifra muy similar a a la del precandidato aunque ligeramente menor.

La Misión de Verificación de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos citó la cifra de Indepaz en un informe del 24 de noviembre y que envió a la Presidencia para alertar por la persistencia de la violencia en Colombia. Pero esa es la cifra más alta. En ese mismo informe la Comisión precisa que su Misión de Verficación y la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (Oacnudh) solo habían verificado 43 de esas masacres.

Por su lado, Rutas del conflicto, medio que se especializa en el cubrimiento de la violencia en el país, reporta 86 masacres, según el propio conteo que ha realizado producto de su cubrimiento.

Así que Barreras eligió la cifra más alta de las disponibles, y la exageró ligeramente, por lo que calificamos su afirmación como más cierta que falsa.

Gustavo Petro

El aprovechamiento del viento como fuente de energía se realiza a través de aerogeneradores, en los que el viento mueve unas palas que están conectadas a un generador. Así se transforma la energía mecánica rotacional en energía eléctrica.

De acuerdo a la Unidad de Planeación Minero Energética (Upme) del Ministerio de Minas, en general en Colombia los vientos no son los mejores recursos para producir energía. Durante la última década cerca del 80 por ciento de la energía eléctrica es de origen hídrico, un recurso del que hay en abundancia.

Sin embargo, la Upme dice que La Guajira sí tiene recursos eólicos que se pueden aprovechar, y que son de los mejores de Sudamérica.

Según el Upme, en la península se concentran los mayores vientos alisios que recibe el país durante todo el año, con velocidades promedio cercanas a los 9 metros por segundo a 80 m de altura (a la que se pueden ubicar las turbinas que los aprovechan para producir electricidad). Esos vientos, según la Upme, podrían producir hasta 18 GW, que es más o  menos toda la energía eléctrica que se produce en Colombia.   

Sin embargo, no es cierto que La Guajira sea la mayor área continental del mundo con rapidez de vientos.

Así lo muestra la medición de viento global del Global Wind Atlas, una herramienta del Banco Mundial. Si bien La Guajira es una de las zonas con alta velocidad, existen varias de mayor extensión y con vientos más rápidos.

Según esa medición en el 10 por ciento del territorio de La Guajira con más potencial, el viento va a 10.59 metros por segundo a 100 metros de altura. En contraste, en las provincias argentinas de Chubut y Santa Cruz, en ese 10 por ciento los vientos van a 12.22 y 14.03 metros por segundo, respectivamente.

Otro ejemplo es la región de Borkou, en Chad (África central), donde esa velocidad es de 11.11 metros por segundo.

Por lo tanto, calificamos la afirmación como falsa.

Acá puede ver el chequeo completo de todas las frases que Petro ha dicho sobre el tema.

Arelis Uriana

La inversión de las regalías para La Guajira ha estado metida en denuncias de corrupción, Desde 2012, cuando se implementó el nuevo sistema para repartirlas, la Contraloría ha alertado por presuntas irregularidades. En 2016 dijo que había un "alto riesgo de corrupción" porque la plata se estaba entregando en licitaciones de único oferente, porque la contratación estaba concentrada en el mismo grupo de contratistas, o porque con esa plata se financiaron obras inconclusas o inútiles"; y en 2017 alertó porque en La Guajira no le entregaron cuentas de la inversión de 746 mil millones bajo la excusa de que se habían borrado los servidores y por irregularidades en el pago del Plan de Alimentación Escolar.

Sin embargo, eso no significa que en ese departamento no se hayan financiado obras y proyectos que generaron beneficio social. Por ejemplo, en 2014 se pagó el acueducto del corregimiento de Camarones, zona rural de Riohacha (ya no funciona porque la Alcaldía no se le asignó un operador, pero la obra fue entregada funcionando). Según el mapa de inversiones de regalías de la Dirección Nacional de Planeación, otros proyectos se han ejecutado exitosamente, como algunos relacionados con redes eléctricas y hay proyectos bien ranqueados en ejecución relacionados con pagos del régimen subsidiado de salud.

Roy Barreras

De acuerdo con los datos publicados por el Comité de Expertos Tributarios, que vienen de datos de impuestos cobrados por la Dian, la afirmación es falsa. Al menos si se entiende a la clase media como las personas de ingreso medio. Los datos muestran que la tasa de tributación efectiva de las personas que se ubican en los centiles del 1 al 70 es inferior al 2 por ciento. Mientras que el 30 por ciento de los que más ingresos tienen pagan por encima de esa tasa.

Esto quiere decir que en general la clase media no tributa menos que la clase alta. Sin embargo, el tres por ciento más rico sí tributa menos que el promedio del 30 por ciento de más ingresos.

Compartir
0