El Congreso no le entregará la cabeza del minDefensa Molano a la oposición

Html
ministrocongreso.jpg

Ministro Diego Molano

Más allá de las pruebas, la coalición de Gobierno mayoritaria apoyará la permanencia de Molano para resguardar la "institucionalidad". 

A esta hora el Senado adelanta un debate de moción de censura contra el ministro de Defensa, Diego Molano. Se trata de un mecanismo por medio del cual los congresistas pueden obligar la salida de un funcionario del Gobierno, si consiguen una mayoría de los votos. 

La moción llega en un momento de crisis profunda para el presidente Duque. En medio del paro ha cambiado a cuatro ministros (Hacienda, Cultura, Relaciones Exteriores, Comercio). Perder a otro por una censura del Congreso, especialmente de una cartera tan importante como Defensa, sembraría dudas serias sobre su capacidad de seguir gobernando. Pero eso, según el sondeo que hizo La Silla Vacía con varios congresistas, no va a ocurrir. 

Molano, quien se posesionó hace poco más de tres meses, fue llamado a responder por los casos de abusos cometidos por la Fuerza Pública durante el paro. Aunque las imágenes de abusos son abundantes en redes sociales, las cifras son inciertas. La Fiscalía tiene reportes de 43 personas muertas, pero dice que hay pruebas de que 17 fueron en medio de las protestas. La ONG Temblores da cuenta de 43 homicidios en los que estarían involucrados agentes de la Policía.

En el Senado, la moción es promovida por la bancada de oposición representada por Iván Cepeda, Antonio Sanguino, Wilson Arias y Armando Benedetti. La iniciativa tiene el respaldo de actores externos como el Comité Nacional del Paro y precandidatos presidenciales de las coaliciones de centro izquierda, como Juan Manuel Galán, Carlos Amaya o Juan Fernando Cristo.  

La denuncia de Cepeda y compañía se basa en pruebas testimoniales, videos e informes sobre abusos registrados en al menos 30 regiones del país. “Vamos a demostrar que el señor ministro de Defensa, Diego Molano, es responsable en primera línea de crímenes de lesa humanidad”, mencionó Cepeda antes del debate. 

Pero más allá de las pruebas, el bloque de partidos mayoritario de la coalición de Gobierno —la que le dio la espalda a la aprobación de la reforma tributaria— apoyará la permanencia de Molano. Como dijeron varios, más allá del apoyo particular a la gestión de Molano, lo que motivará su voto es un apoyo a la institucionalidad. Una que se ve tan frágil por el manejo del Gobierno, que tambalearía con una moción de censura.  

Con los votos

De entrada, Molano tiene el respaldo de su partido, el Centro Democrático. También acompañan el Partido Conservador, los congresistas cristianos, Cambio Radical, La U y una parte del Partido Liberal. Con esos apoyos el ministro podría contar mínimo con los 55 votos que necesita para salir avante. 

“Nosotros no hacemos cuentas; la mayoría de los congresistas entiende claramente que esto hace parte de la campaña política de la oposición, luego las mayorías respaldamos al Ministro”, le dijo a La Silla el senador Ernesto Macías, vocero del Centro Democrático para el debate.

Durante el día, el uribismo ha hecho público ese apoyo a través de la etiqueta #DiegoMolanoSeQueda. “La estrategia es contarle la verdad al país, desmentir la cantidad de información falsa que han utilizado para deslegitimar a la Fuerza Pública, en especial en contra de la Policía. Y denunciar el vandalismo y el terrorismo infiltrado en la protesta”, añadió Macías. 

En Cambio Radical el respaldo a Molano no ha sido votado en bancada, pero el ambiente entre sus senadores es de respaldar la figura institucional del ministro. 

“Si me pongo en los zapatos del ministro me pregunto cómo puede garantizar que la Fuerza Pública cumpla su deber. Debemos tener claro que la marcha está garantizada, pero no podemos permitir ni abusos de la Fuerza Pública ni muchos menos el desafuero de los vándalos. Eso de quemar policías, acuchillar, ni tampoco el perjuicio de millones por desabastecimiento”, nos comentó el senador Antonio Zabaraín. 

Más allá del respaldo institucional, Zabaraín dice que el ministro Molano debe garantizar que se abran las investigaciones disciplinarias contra los integrantes de la Fuerza Pública que han sido señalados de los abusos. 

“Mi voto va a ser en contra de la moción de censura”, nos dijo el también senador de Cambio Radical Carlos Motoa. 

“La moción no va a pasar porque los políticos tradicionales ven esto en dos colores: que votar la moción es votar a los paros y a Petro. Yo creo que hay muchos sectores que ya le dieron palo a la tributaria, ahora la reforma a la salud y hay un temor institucional. El 70 por ciento del Congreso es un Congreso de derecha, que piensa que Molano es una víctima y que el abuso policial es exagerado”, nos dijo otro congresista de Cambio Radical, que pidió no ser citado para evitar disgustos con su bancada.

 

El bloque de senadores cristianos de Colombia Justa Libres también se bajó del bus de la moción con anticipación. “Presentar una moción de censura a un ministro de Defensa que apenas lleva tres meses en el cargo como una solución a las graves alteraciones de orden público en Colombia es inconcebible”, dijo el senador Jhon Milton Rodríguez. 

El partido Liberal, a pesar de los señalamientos que ha hecho el expresidente César Gaviria contra el ministro Molano, se va a ir dividido y eso favorece más a la posición del Gobierno que a la oposición.

“No hay postura unánime, nada oficial”, nos dijo el senador Mauricio Gómez. 

Pero al interior del partido Liberal dan por descontado que la mayoría de la bancada del Senado no se irá contra el ministro. “Diría que en Cámara tendríamos la mayoría si convocamos a bancada. No sucedería de la misma manera en el Senado, porque allá no hay una tendencia cercana a los principios liberales sino a la de Gobierno”, dice el representante liberal Juan Carlos Losada. 

Losada ha movido la idea de que el partido decida su postura en bancada, es decir, en una votación entre los 35 representantes y los 15 senadores. Pero a estos últimos no les suena la idea porque son minoría. Y aunque el expresidente Gaviria está con la visión de los de la Cámara, por ahora no tiene contemplado citar una bancada.

“Yo creo que el Gobierno ya tiene los votos”, nos dijo el senador Guillermo García Realpe, quien hace parte de la disidencia liberal que va a votar el sí a la moción. 

El partido Conservador seguirá el guión del respaldo a la institucionalidad. “El Partido Conservador negará la sanción al ministro. Nosotros defendemos la institucionalidad, nuestra democracia y por supuesto respaldamos al Gobierno Nacional. Con violencia no se construye país”, le dijo a La Silla la senadora conservadora Nora García Burgos. 

Bajo ese panorama, la oposición sumaría los votos de la Alianza Verde, Polo, Mais, UP, Comunes, algunos liberales y otros sin partido como Rodrigo Lara, Roy Barreras y Armando Benedetti. Pero no alcanzan los 55 votos mayoritarios para aprobar la moción.

Eso incluso lo reconoce la oposición en el Senado. “Es posible que esta cámara no vote favorablemente su moción de censura, ministro, pero lo que le quiero decir es que ni la opinión pública nacional e internacional, ni la historia lo va a absolver. Usted debe irse”, dijo Cepeda en medio del debate. 

Eso no significa que no le dé un golpe a Molano y al Gobierno Duque. Los argumentos que se presentan en el debate pueden ayudar a amplificar las denuncias internacionales sobre las violaciones a los derechos humanos registradas durante el paro. Como contamos, la ONU, la OEA, la Cidh y una porción importante del partido demócrata de Estados Unidos, han denunciado esos abusos.  

Por otro lado, la manera como se vote puede dejar expuestos a los congresistas de cara al 2022. “Creo que Molano sería el ministro de Defensa de este Gobierno con más votos en una moción. Pero además quienes voten no tendrán que cargar con un costo político gigantesco. ¿Cuál es la región del país donde la gente no rechaza los abusos de la Policía?”, se pregunta el representante Losada. 

Compartir