El diálogo regional de Petro en Bogotá fue solitario y dividido

El diálogo regional de Petro en Bogotá fue solitario y dividido
dialogo.jpg

Desde las siete de la mañana empezaron a llegar a la Plaza de Armas de la Casa de Nariño los interesados en hacer parte del evento del diálogo regional en Bogotá. Había mucha expectativa pues la capital es uno de los fortines electorales del Pacto Histórico.

Se había preparado una logística para 15 mil personas, pero solo llegaron 800. El encuentro debía empezar a las ocho de la mañana. Pero inició dos horas después. “Espere dos horas debajo de un sol durísimo”, dijo el edil petrista Andrés Yate. “Llegué a mi casa quemado, con dolor de cabeza”.

El evento terminó en la abucheada de la alcaldesa de Bogotá, Claudia López. Mientras los ministros celebraron la apertura al diálogo, los asistentes se quejaban justamente de que no hubo espacio para expresar sus ideas.

El presidente Gustavo Petro no llegó. 

Los errores de comunicación

La plaza estaba dividida por una barrera para separar a los funcionarios del público en general. El edil Andrés Yate estaba en la parte de atrás. Se acercó a la barrera, se montó en una pequeña escalera que había cerca y fue uno de los que le gritó a la alcaldesa: “¡Fuera Claudia! ¡Fuera Claudia! ¡Fuera Claudia!”.

Mientras tanto, la mandataria trató de dar las conclusiones de los diálogos vinculantes que se hicieron hace unos días en las localidades de la ciudad. En esos encuentros se recogieron ideas de los bogotanos para nutrir el Plan de Desarrollo del presidente Petro.

Según la Alcaldía a esos diálogos vinculantes asistieron en total 15 mil personas y se hicieron 145 mesas de trabajo. De acuerdo con su balance, “el tema prioritario es la salud y en particular la salud mental. La segunda es la educación con énfasis en la superior. El tercer tema principal para Bogotá- Región es la seguridad”.

“Mentirosa, mentirosa”, le gritaban.

El revuelo se armó porque las expectativas de los asistentes eran distintas. 

Por ejemplo, la concejal de Nuevo Liberalismo, Marisol Gómez dijo a La Silla que ella asistió “con la idea de conocer las conclusiones de los diálogos vinculantes de los días pasados”.

Pero el edil Yate esperaba que ese día pudieran hablar. “Lo que me molestó del evento es que no había mesas, no pudimos hablar, era un evento para escuchar lo que la institución tenía que decir”, dijo.

Sobre las reuniones anteriores también aseguró: “Es que estos encuentros estuvieron totalmente controlados por la Alcaldía, así que no podíamos decir con qué estábamos inconformes”.

El mensaje de convocatoria de la Presidencia en redes era confuso: “las puertas de la Casa de Nariño están abiertas para que todas y todos socialicemos las conclusiones del Diálogo Regional Vinculante Bogotá-Región”.


Sin embargo, el jefe de Gabinete de la Alcaldía de Bogotá, Antonio Sanguino, insistió en que el evento era para conocer los resultados. "Es el colmo que un edil no sepa de qué se trataba el evento. ¿Están acusando a su propio Gobierno de no promover la participación? Que además es mentira", dijo a La Silla. "A los señores ediles debería darles pena que no sepan del proceso de participación más importante que ha vivido el país". También lamentó que se usara el espacio para insultar a la alcaldesa.

En efecto, desde el 24 de octubre al 10 de noviembre se abrió el proceso de participación digital y luego hubo siete encuentros presenciales en los que participaron 10.400 personas. 

Más allá de la confusión sobre la finalidad del evento, mientras unos querían saber las conclusiones de los diálogos pasados, otros protestaban en contra de la Región Metropolitana. Es la figura que permite que Bogotá y otros municipios se unan para hacer políticas y proyectos en conjunto. Y que fue aprobada hace poco en el Concejo de Bogotá.

Según dijo Odilia Moncada, una de las asistentes al evento, protestaban porque “no pudimos hablar en ningún momento. Ni en los diálogos vinculantes, ni en el evento del sábado”. Agregó: “Ese evento fue un fracaso”.

Cuando le preguntamos al concejal José Cuesta, vocero de la bancada petrista, y quien hacía unos días había dicho que su bancada iba a estar al frente de la organización del evento, dijo que el fracaso del evento se debía a que “justamente el Distrito tomó el control del evento”. Pero la invitación la hizo Presidencia en conjunto con la Alcaldía.

También dijo que como en los encuentros pasados la gente no pudo expresar sus molestias, “eso desmotivó muchísimo la asistencia”.

A la gente también la desmotivó la falta de organización:

La desconexión en el evento

Mientras la gente se quejaba por no poderse expresar, del otro lado de la barrera el ministro de Educación, Alejandro Gaviria, decía “Nos vamos a tomar en serio la forma como los ciudadanos definen las prioridades”. Y el consejero presidencial para las Regiones, Luis Fernando Velasco decía: “Ese es un presidente demócrata que lo escuchan porque está sintonizado con la realidad del mundo de hoy”.

“Mientras la los funcionarios celebraban los diálogos, del otro lado había una protesta en contra de la Región Metropolitana”, describió la concejal Marisol Gómez. “Era una desconexión total”, dijo.

Después de que los funcionarios del Gobierno Nacional y la alcaldesa de Bogotá hablaron, el evento terminó de forma abrupta, como si le hiciera falta una parte, que apareciera el presidente Petro.

“Yo estaba en otra reunión y cuando salí, ya se había terminado, eran como las 11:30 de la mañana”, dijo el concejal Cuesta.

Aún no está claro por qué el mandatario no asistió al encuentro. Ni los concejales petristas lo saben. Ese día se rumoraba que era porque a Petro le pareció que había muy poquita gente. A pesar de que se trataba de Bogotá, el evento nunca estuvo confirmado en la agenda del presidente.

Publicaciones

Únase a los Superamigos

El periodismo independiente que hace La Silla Vacía se financia, en parte, con contribuciones de nuestros lectores. Conviértase en SuperAmigo de La Silla, para que podamos seguir escribiendo sobre cómo se mueve el poder en Colombia. Adquiera su membresía aquí.

Compartir