Nuevas pruebas de que Alejandro Arias no tomó las fotos de su premio Simón Bolívar

Imagen

Ayer publicamos una nota en la que señalábamos que Alejandro Arias, el periodista samario que se ganó el premio Simón Bolívar por fotografía en internet con las imágenes de la minera Drummond tirando carbón al mar, no fue quien tomó esas fotos. Tras la publicación, una de nuestras fuentes, cuya identidad habíamos protegido por solicitud suya, nos desmintió públicamente. Después de revelada esa información, encontramos nuevos datos que explican el cambio de Aníbal Pérez y que corroboran que Arias no pudo haber tomado las fotos.

Ayer publicamos una nota en la que señalábamos que Alejandro Arias, el periodista samario que se ganó el premio Simón Bolívar por fotografía en internet con las imágenes de la minera Drummond tirando carbón al mar, no fue quien tomó esas fotos. Tras la publicación, una de nuestras fuentes, cuya identidad habíamos protegido por solicitud suya, nos desmintió públicamente. Se trata de Aníbal Pérez, presidente de la Asociación de Trabajadores Enfermos de Drummond, quien nos dijo inicialmente que Arias no había tomado las fotos y que de hecho su organización se las había entregado primero a otro medio. Esa era solo una de las evidencias de nuestra afirmación sobre la autoría de las fotos.

Horas después de publicada la historia, Arias publicó en su blog un comunicado firmado por Aníbal Pérez en el que asegura que la información de esta nota es "absolutamente falsa y carente de verdad" y que la periodista Laura Ardila Arrieta "manipuló y editó las informaciones entregadas".

Pérez había hablado con nosotros on the record, dando su nombre y cara, en un primer momento, pero (pocos minutos después de que La Silla llamara a Arias para consultarlo) se comunicó con nosotros para pedir que protegiéramos su identidad porque Arias les llevaba unos casos de enfermos de la Drummond como abogado. Así que decidimos publicar la historia con su testimonio, pero sin mencionarlo con nombre propio. Sin embargo, ante el comunicado en el que nos desmentía, y en el que rompía su pacto de confianza con La Silla y estaba poniendo en entredicho nuestra credibilidad, decidimos revelar su nombre.

Después de revelada esa información, encontramos nuevos datos que explican el cambio de Pérez.

El periodista Gabriel Padilla, de Santa Marta, se comunicó con La Silla hoy lunes por la mañana para contarnos que él entrevistó a Aníbal Pérez el pasado sábado en video. En ese video, Pérez explica que Arias no fue el autor de las fotos y que pensaba incluso demandarlo ante la Fiscalía. Este es el video.

Ayer, después de la publicación de La Silla, Aníbal Pérez le escribió por el chat del celular al periodista Padilla para que no sacara el video. Pérez le dijo a Padilla que estaba en el apartamento de Alejandro Arias y le solicitó que no sacara el video porque “aquí vamos bien usted y yo”. Estas son las fotos del chat entre Padilla y Pérez:

Chat entre Gabriel Padilla y Aníbal Pérez parte 1 Chat entre Gabriel Padilla y Aníbal Pérez parte 2 Chat entre Gabriel Padilla y Aníbal Pérez parte 3 Chat entre Gabriel Padilla y Aníbal Pérez parte 4 Chat entre Gabriel Padilla y Aníbal Pérez parte 5 Chat entre Gabriel Padilla y Aníbal Pérez parte 6

Gabriel Padilla es el periodista que grabó el audio en el que el alcalde de Ciénaga, Luis ‘Tete’ Samper, señala a Alejandro Arias de supuestamente estarlo extorsionando. En respuesta a ese audio, como contó La Silla en la historia de ayer, Alejandro Arias denunció a ese Alcalde, a Padilla, a Cecilia Orozco (directora de Noticias Uno, medio en el que Padilla ha hecho free lance) y a varios tuiteros sólo por haberle dado retuit al audio.

Pero no es el único espacio en el que Pérez ha contado esa misma versión de los hechos. En una conferencia que hizo en la Universidad de Alabama (el mismo estado donde está la casa matriz de Drummond) en noviembre pasado, contó que las fotos le habían llegado por unos pescadores.

En esa charla, que fue reseñada en el periódico universitario The Crimson White, contó que los pescadores le pasaron un CD con las fotos y que había recibido una amenaza telefónica poco después para que no las publicara.

Con este video y las fotos del chat entre Padilla y Aníbal Pérez, La Silla no tiene más que decir al respecto. Ya será el jurado del Premio Simón Bolívar quien evalúe si Arias debe conservar su premio o no.

 
Compartir
0