Petro exagera con los muertos y acierta con los desaparecidos del paro

Petro exagera con los muertos y acierta con los desaparecidos del paro

El sábado el diario El País publicó una entrevista con Gustavo Petro, senador y precandidato presidencial de la Colombia Humana.

Petro aseguró que Colombia no se puede llamar un Estado democrático y que si no hay un cambio la sociedad se degradará tanto que puede haber “espirales de violencia muy profundas”.

Cuando, frente a eso, le preguntaron si teme que lo asesinen, respondió que sí:

“Eso está en el orden del día. De hecho, a lo largo de la historia muchos candidatos progresistas, sin siquiera ser favoritos, fueron asesinados. En estos meses estamos viendo el exterminio de quienes firmaron la paz con las FARC. También el asesinato sistemático de líderes sociales, y ante la protesta juvenil que estalló en abril, que es un derivado de la antipolítica social del Gobierno con la covid, el balance es terrible: 100 jóvenes asesinados directamente por la fuerza pública o parapolicial y 60 desaparecidos”. (negrita en el texto original).

Le pasamos el Detector de Mentiras a la afirmación verificable, sobre los asesinados y desaparecidos durante las protestas que se reactivaron en abril, y encontramos que exagera con la cifra de muertos y acierta en la de desaparecidos, según la mejor y más reciente información disponible.

No fueron asesinados 100 jóvenes por la fuerza pública …

Las cifras que han reportado la Fiscalía y ONG nacionales e internacionales que han documentado estos casos y que presentaron un informe ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (Cidh) difieren, pero ninguna llega a 100.

El 27 de agosto Francisco Barbosa, Fiscal General de la Nación, informó a la Cidh que la Fiscalía había recibido el reporte de 51 homicidios que habrían ocurrido desde el 28 de abril y que 29 de estos estarían relacionados con las protestas del paro nacional. No especifica cuántas de estas muertes son atribuibles a algún miembro de la Fuerza Pública. 

Esas cifras no son las más completas, pues como reveló La Silla hay casos recopilados por ONG que cumplen con los criterios fijados por la Fiscalía y que ella no incluye en la cifra oficial. Pero, aunque se sumen esos casos, la cifra no llega a 100.

La base de datos del Observatorio de Derechos Humanos del Instituto de Estudios para el Desarrollo y la Paz (Indepaz) es la más grande. Registra, con corte al 23 de julio (cuando ya había cesado la protesta) 80 casos de personas asesinadas en el marco del paro.

Los medios Cuestión Pública y Rutas del Conflicto han documentado y corroborado las muertes que señala Indepaz. Cuestión Pública, a la fecha, almacena 62 casos, de los que 42 son de personas que perdieron la vida de manera violenta; Rutas del Conflicto ha registrado los 80 casos de víctimas mortales durante las manifestaciones.

Indepaz, además, indica que 44 de las 80 muertes serían homicidios cometidos por miembros de la fuerza pública. La ONG Temblores, en su último reporte, también reporta esos 44 casos.

Por su parte, Human Rights Watch (HRW), una ONG estadounidense, recibió denuncias creíbles de 81 muertes que ocurrieron desde el inicio de las manifestaciones. De esas, pudo confirmar 40, y al menos 25 habrían sido a manos de miembros de la fuerza pública.

Es decir, no hay registro de los 100 jóvenes que habrían sido asesinados por miembros de la fuerza pública que indicó Petro. La cifra más cercana de ese tipo de muertes son las 44 de Indepaz y Temblores, y no solo son de jóvenes, por lo que el dato de Petro es más del doble de lo reportado por las ONG.

… pero sí hay reportes de 60 personas que continúan reportadas como desaparecidas

Como contamos aquí, al 30 de mayo la Defensoría del Pueblo y la Fiscalía informaron que habían recibido el reporte de 783 desaparecidos durante las protestas. Sin embargo, habían descartado 317 por estar repetidos o por falta de información.

Quedaban 466 que para la Defensoría eran susceptibles de activación del mecanismo de búsqueda urgente (MBU). De estos, la Fiscalía empezó a buscar a 419.

Según datos informados ayer, han sido ubicados 367 de esos 419: 132 eran registros duplicados y 237 personas fueron localizadas. Por eso, el mecanismo sigue activo en 66 casos, cifra que coincide con la dicha por Petro.

Por su parte, para el 30 de mayo Indepaz y Temblores hablaban de al menos 300 desaparecidos, pero esta cifra también fue depurada. No tienen una cifra actualizada.

Alejandro Lanz, codirector de Temblores, le explicó a La Silla que recopilar y corroborar la cifra actual de desaparecidos es un trabajo complicado porque no tienen contacto directo con las familias y el acceso a la información ha sido limitado.

Leonardo González, codirector de la Unidad Investigativa y el Observatorio de DD.HH. de Indepaz, explica que cuando desaparece una persona y luego es localizada por los familiares, ellos no suelen comunicar el hallazgo a las ONG ni retiran la denuncia, y esto ha dificultado la construcción de una base de datos de desaparecidos que esté actualizada y no resulte inflada.

Sin embargo, la cifra de 60 sigue siendo la más acertada.

Adriana Arboleda, abogada de la Corporación Jurídica Libertad y miembro de la Mesa Nacional de Trabajo sobre Desaparición Forzada de la Coordinación Colombia Europa Estados Unidos, Cceeu (que agrupa a 17 organizaciones de víctimas y derechos humanos), le dijo al El Espectador que aproximadamente 60 personas continúan desaparecidas. Una cifra que coincide con la que dijo Petro.

Alberto Yepes, miembro de la Cceeu, le dijo a La Silla que la Mesa entregó un listado inicial de 389 personas desaparecidas, pero actualmente "no se ha podido precisar esa cifra porque la Fiscalía se ha negado a entregar la información". Asegura que tienen certeza de 60 personas que siguen desaparecidas solo en Antioquia y que calculan que en todo el país son unas 100, pero no están seguros.

Por lo anterior, la cifra que da Petro sobre desaparecidos es acertada.

Como la cifra de muertos es más del doble de la más reciente, pero la de desaparecidos es acertada, encontramos que Petro mezcló una verdad con una mentira.

Compartir
0