Piedad Córdoba y “Teodora”: la vieja acusación que golpea al Pacto Histórico

Piedad Córdoba y “Teodora”: la vieja acusación que golpea al Pacto Histórico
Piedad Córdoba portada 140222(0).jpg

Una década después, la exsenadora Piedad Córdoba ha vuelto a ser cuestionada por sus presuntos vínculos con las Farc. Noticias Caracol publicó una declaración de un exasesor de Córdoba, Andrés Vásquez Moreno, quien aseguró que Córdoba colaboró con la antigua guerrilla durante 2007 y 2008, que respondía al alias de ‘Teodora’, y que utilizó su influencia como mediadora con las Farc para retrasar la liberación de secuestrados como Ingrid Betancourt.

Algunas de estas acusaciones contra Piedad Córdoba no son nuevas. Comenzaron en 2008, cuando el Ejército colombiano bombardeó el campamento de alias ‘Raúl Reyes’, ubicado en Ecuador, y encontró varios computadores y USB con supuestos correos del jefe guerrillero en los que se vinculaba a Piedad Córdoba con las Farc.

Estas son las claves del tema que vuelve a tocar a Córdoba, hoy candidata al Senado por la coalición de Gustavo Petro, el Pacto Histórico.

De qué se trata la acusación contra Córdoba

Vásquez, el ex asesor que vuelve a poner el tema, hace tres acusaciones claves a Piedad Córdoba, en medio de una investigación de la Corte Suprema de Justicia: 

  • Dice que ella fungía como una agente del Gobierno de Hugo Chávez en Venezuela, y que hizo una lista de los empresarios colombianos cercanos al uribismo a los que Venezuela les debía dinero, para que estos no recibieran sus pagos.
  • Acusa a Córdoba de recibir plata irregular de Álex Saab, un empresario colombiano que hizo varios negocios con los gobiernos de Chávez y de Nicolás Maduro en Venezuela, y es acusado de Estados Unidos de lavado de activos yd e ser el testaferro del chavismo.
  • La acusa de extralimitar sus funciones como mediadora en 2007 para adelantar o retrasar las liberaciones de secuestrados de las Farc. Vásquez dice que Piedad Córdoba les sugirió a los jefes guerrilleros mantener secuestrada a Ingrid Betancourt, pues al ser colombofrancesa su secuestro le sumaba presión al gobierno Uribe para sentarse a negociar con las Farc.

Los señalamientos se remontan al rol que Córdoba jugó en 2007. Entonces, entre agosto y noviembre, fue mediadora con las Farc para la liberación de secuestrados, designada por el entonces presidente Álvaro Uribe. Córdoba se reunió con jefes guerrilleros en Venezuela, y también con el presidente de ese país, Hugo Chávez, contradictor del gobierno de Uribe. Por esta mediación las Farc liberó a comienzos de 2008 a varios secuestrados como Clara Rojas, Gloria Polanco y Luis Eladio Pérez.

Las acusaciones contra Córdoba comenzaron en marzo de 2008, tras el bombardeo al campamento de Reyes y el hallazgo de los computadores. En estos se hacía referencia a una “Teodora”, que mantuvo contacto con los comandantes guerrilleros en el mismo periodo en el que Córdoba fue mediadora para la liberación de secuestrados.

Basada en la información de los computadores, la Procuraduría (encabezada por Alejandro Ordóñez) sancionó disciplinariamente a Piedad Córdoba en 2010, y la inhabilitó por 18 años para ejercer cargos públicos por “haber colaborado y promovido al grupo ilegal Farc”.

La prueba reina de la Procuraduría contra Piedad Córdoba fue el contenido de los computadores de Raúl Reyes. Pero en 2011 la Corte Suprema de Justicia señaló que esta era una prueba ilegal por las siguientes razones:

  • Los computadores fueron obtenidos en territorio extranjero por militares colombianos, desconociendo los tratados internacionales entre Colombia y Ecuador.
  • Los militares tuvieron el material y lo revisaron durante tres días, aunque no eran el órgano facultado legalmente para hacer eso. Luego se lo entregaron a la Dirección de Investigación Criminal (Dijín), que sí tenía potestad.
  • Los llamados “correos electrónicos” de Raúl Reyes son unos archivos en formato Word, sin evidencia de que hayan sido material enviado por Piedad Córdoba y otros vinculados.

La ruptura de la cadena de custodia de los archivos de Raúl Reyes fue ratificada por un informe de Interpol, al que el gobierno de Uribe le pidió verificar si la información había sido modificada. El informe de Interpol dice que no encontró indicios de alteración de lo encontrado en los computadores, pero también deja claro que entre el 1 de marzo y el 3 de marzo de 2008 “el acceso a los datos contenidos en las citadas pruebas no se ajustó a los principios reconocidos internacionalmente para el tratamiento de pruebas electrónicas”.

Los correos fueron publicados en un libro por el tanque de pensamiento inglés International Institute of Strategic Studies, uno de los principales del mundo en el tema de defensa y seguridad nacional, bajo el nombre de The Farc Files.

En Colombia, con el antecedente de la Corte Suprema que declaró ilegales las pruebas de los computadores de Raúl Reyes, en 2016 el Consejo de Estado anuló la sanción contra Piedad Córdoba y le devolvió sus derechos políticos.

Ese había sido el cierre del caso. Pero en enero de este año se conoció un informe de la Asamblea Nacional de Ecuador en el que se señala a Piedad Córdoba de haber participado en casos de corrupción junto a Álex Saab, contratista del gobierno de Venezuela. En ese contexto se dio la declaración del exasesor de Piedad Córdoba, Andrés Vásquez.

Cómo aterriza el tema

  • El impacto político en la campaña de Petro: La nueva declaración que vincula a Piedad Córdoba con las Farc es un golpe para el Pacto Histórico, la coalición liderada por el candidato Gustavo Petro. Piedad Córdoba es candidata al Senado en la lista cerrada del Pacto, y ocupa uno de los primeros lugares. Los señalamientos de cercanía con las Farc y de corrupción de la mano de Saab llegan a menos de un mes de las votaciones y ya han sido recogidos por los críticos del Pacto Histórico, como Ingrid Betancourt. El tema toca el punto sensible, sobre todo para Petro, de la relación con el chavismo, con quien Córdoba tiene una cercanía declarada, y los vínculos con las Farc. Además, el tema le revive a la exsenadora justo veinte días después de que su hermano, Álvaro Córdoba, fue capturado acusado de narcotráfico en alianza con las disidencias de las Farc.
  • Impacto judicial, a la espera de qué hace la Corte: Por ahora el alcance de este impacto es desconocido. Vásquez dio su declaración en medio de las averiguaciones que la Corte Suprema está haciendo sobre personas relacionadas con Álex Saab. Córdoba también fue llamada a dar una versión libre, pero no asistió e hizo saber a través de su defensa que no se pronunciará.

Quién domina el tema

Los antecedentes de la acusación contra Piedad Córdoba están en el fallo del Consejo de Estado que anula su sanción. Allí se detallan los argumentos de la Procuraduría para considerar que estaba aliada con las Farc, y se justifica por qué las pruebas del computador de Reyes no son válidas. En este enlace pueden encontrar el fallo.

Los correos de Raúl Reyes, aunque no son válidos como prueba judicial, fueron publicados por The International Institute of Strategic Studies. Pueden consultarlos aquí:

Publicaciones

Únase a los Superamigos

El periodismo independiente que hace La Silla Vacía se financia, en parte, con contribuciones de nuestros lectores. Conviértase en SuperAmigo de La Silla, para que podamos seguir escribiendo sobre cómo se mueve el poder en Colombia. Adquiera su membresía aquí.

Compartir